Posted tagged ‘revista nexos’

No hay debate sobre la legalización. Ágora mexiquense de mayo 30, 2012

5 junio, 2012

En los medios, blogs, museos, universidades y redes sociales se han iniciado hace tiempo discusiones sobre la pertinencia de legalizar las drogas. El presidente Calderón lo acepto y Josefina Vázquez Mota, en la Universidad La Salle lo comentó, además en diversos foros se han comenzado con los pros y contras de dicha enmienda. Más allá del resultado, ya sea que aplauda y propugne por que cada individuo en pleno derecho de sus facultades decida si quiere consumir alguna droga o, se continúe satanizando el consumo y quiera mantenerse el status quo, lo aplaudible es que se dé el debate. Que por fin asumamos nuestra mayoría de edad y abiertamente – a  través de foros, artículos, ensayos, redes sociales, mensajes – hayamos, como sociedad, podido sentarnos a la mesa para discutir un problema muy controvertido y cuya discusión polariza a los habitantes del país.

Dudo mucho que se logre un consenso y continuaremos con opiniones encontradas. De suyo, el tema invita al ciudadano a posicionarse en antípodas en lugar de beneficiar el consenso entre dispares u opositores. Busquemos las coincidencias en lugar de magnificar las diferencias.

Fotografía: sdpnoticias.com

Para tal efecto la revista nexos tiene un blog dedicado al tema. La dirección es: http://redaccion.nexos.com.mx/?p=1865. El blog Para informar el debate sobre la legalización de las drogas recomienda ensayos publicados con anterioridad en nexos y varios links permiten acceder directamente a los artículos previos relacionados con el tema y cuya antigüedad no demerita sus conclusiones hasta editorialistas en distintos periódicos que han escrito sobre el tema. Se dividen en Historia del narcotráfico, estrategias del gobierno mexicano para enfrentar al narcotráfico y sobre la legalización y regulación de las drogas.

 

El Museo Tamayo organizó hará cosa de un año el foro Razones para debatir. Drogas, cultura y sociedad. Varios expositores entre quienes destacan Luis Astorga, Guillermo Fadanelli, Élmer Mendoza, Antonio Navalón y Rafael Pérez Gay debatieron sobre cuatro ejes temáticos: Lo histórico y lo contemporáneo; Desde el arte, la arquitectura y la curaduría; Las letras: del reportaje a la literatura y Pensando desde otro lugar. Para más información: http://www.museotamayo.org/razones-para-debatir/

Siguen los editoriales y foros sobre la legalización de las drogas. Varios editorialistas y columnistas como Jaime Sánchez Sussarey, Héctor Aguilar Camín y Andrés Roemer están de acuerdo con la medida y el tercero cuestiona ciertos mitos sobre legalización de las drogas y considera que los razonamientos que manejan los apoyadores de la guerra son endebles y mal sustentados.

De insistir en la guerra calderoniana contra el narcotráfico seguiremos acumulando bajas y daños colaterales que ya no significan mayor cosa cuando los leemos como resultado de una fallida confrontación. El total desdibuja lo individual. ¿Cuántos huérfanos y viudas hay detrás de los casi 60 mil muertes? El Estado Mexicano está perdiendo la guerra – aún con su discurso triunfalista – y el crimen organizado, apoyado en sus incuantificables recursos tiene millones de individuos a su disposición. Hablo de los millones de desempleados o trabajadores con un ingresos de tres a cinco salarios mínimos que hay en el país. Entre ellos y los nini, jóvenes que ni trabajan ni estudian, hay un ejército de futuros sicarios que no tienen absolutamente nada que perder y serán fáciles de reclutar para los grupos delincuenciales. Son una generación de mexicanos sin futuro alguno e integrarse a grupos delincuenciales es una forma de salir de la pobreza y tener un futuro, que aún cuestionable, para ellos es un salto cualitativo importante.

Las pasadas elecciones para gobernador de California se incluyó la Propuesta 19 (Proposition 19) que buscaba despenalizar el consumo de marihuana en ese estado y por los resultados estuvo a punto de ser aprobada y no dudo que en un futuro próximo se legalice es uso de la marihuana en Estados Unidos. Será interesante ver la posición que tenga el gobierno mexicano frente a este cambio de paradigmas. ¿Seguirá Calderón satanizando el consumo de marihuana y se continuará enfrentando al narco de forma belicosa o haremos cambios a nuestra legislación para despenalizar el consumo de esta droga? Ya existen 16 estados de nuestro norteño vecino permiten el uso de la marihuana con fines terapéuticos y medicinales. Ya es hora de cambiar la manera de enfrentar este problema y se apoye con programas y dinero las campañas de prevención y educativas en centros escolares, así como la forma en que la sociedad ver al consumidor de marihuana.

De los cuatro candidatos a la presidencia, solamente Gabriel Quadri se ha manifestado abiertamente a que se dé un debate nacional sobre la pertinencia de legalizar las drogas, en especial la marihuana.

El escándalo educativo. Punto # 173 de mayo 19, 2011

21 mayo, 2011

La calidad de la educación dada a las clases sociales inferiores debe ser la más pobre y mediocre posible, de forma que la distancia de la ignorancia que planea entre las clases inferiores y las clases sociales superiores sea y permanezca imposible de alcanzar para las clases inferiores.

Noam Chomsky en Armas silenciosas para guerras tranquilas

No es un secreto que nuestros niveles educativos distan años luz de convertirse en lo que todos los mexicanos queremos que sean. Evaluaciones académicas van y vienen y a pesar del cambio democrático que hubo en el 2000, nuestros alumnos son incapaces de elevar su nivel académico. Nuestros maestros, más preocupados por lides sindicales que por aspectos pedagógicos, siguen utilizando su peso político como arma para doblegar a las autoridades educativas del país. Tenemos un sindicato magisterial en manos de una lideresa corrupta e ignorante rodeada por una pandilla de depredadores sociales.

Este mes la revista nexos, dirigida por Héctor Aguilar Camín, dedica su número 401 a la educación y la portada reza El escándalo educativo e inmediatamente bajo el título la suma 2+2=5 en clara alusión al blanco de los gises de cal de mi niñez. En la sección introductoria se destaca que “bajo la coordinación de [Gilberto] Guevara Niebla hemos reunido en nexos a un grupo selecto de especialistas para abordar las distintas facetas del escándalo en marcha: su proyecto actual, su crisis conceptual, la gravitación del sindicato sobre las decisiones educativas, la urgencia de calidad que muestran todas las evaluaciones conocidas, un par de perfiles del magisterio y una reflexión sobre lo que debe cambiar en la educación mexicana.”

Entre los diversos ensayos y artículos que componen el tema medular de la revista destaca el análisis introductorio que Gilberto Guevara Niebla titula El rumbo perdido y cuyo eje central es recapitular los hecho hasta la fecha, así como lo omitido durante los últimos cuatro lustros. Su ensayo parte de otro publicado hace casi veinte años, también en nexos: México, país de reprobados.

Leticia Juárez González  en su ensayo Insatisfacción nos muestra los resultados de una encuesta realizada en 2010 sobre el quehacer educativo en México. La opinión pública de padres de familia y población en general sobre diversos aspectos de la educación: calidad, satisfacción, obstáculos, representatividad, liderazgo magisterial y SNTE se muestra en gráficas bastante elocuentes sobre nuestra debacle educativa. Los resultados son desalentadores ya que sobresalen por su porcentaje las respuestas mala/muy mala, pésimo, poco, nada, insuficiente, etc.

Los resultados de la prueba PISA son analizados por Carlos Muñoz Izquierdo y Manuel I. Ulloa en su artículo Últimos en la prueba PISA. Desalentadores y muy pesimistas son las lecturas que emanan de este examen. Ni en comprensión lectora, ni en matemáticas y tampoco en ciencias estamos a media tabla. Somos los sotaneros entre los 34 miembros de la OCDE a nivel educativo en las tres materias medidas (español, matemáticas y ciencias), y mientras otros países tienen adelantos sobresalientes, México apenas y puede ganar tres o cuatro puntos porcentuales. De un total de 65 países que presentaron el examen PISA fuimos el 49 en lectura y el 51 en matemáticas y ciencias.

En Brechas y puentes, artículo de la pluma de David Calderón leemos que los exámenes aplicados a jóvenes de 14 y 15 años “indican que 50% de alumnos está abajo del mínimo aceptable. Tras nueve años de escolaridad formal, la mitad de los alumnos mexicanos muestra carencias educativas que le impiden seguir progresando.”

El Subsecretario de Educación Básica de la SEP y yerno de Elba Esther Gordillo nos quiere ver la cara de ingenuos en su escrito La reforma en marcha. En él nos muestra un proyecto educativo que según su muy personal visión va viento en popa. Será que por ser parte del engranaje oficial tiene que ver el vaso medio lleno y no como lo percibimos millones de mexicanos: medio vacío. Como botón de muestra de su desbordante optimismo esta perla:

“Para cambiar el paradigma del apostolado educativo a la educación para la sociedad del conocimiento no basta con echarle ganas, importa, desde luego, pero no es suficiente. Necesitamos, al menos, brindar a poco más de 25 millones de niñas, niños y adolescentes servicios educativos en condiciones semejantes o superiores a los que reciben sus pares de otros países, con los que estaremos estrechamente vinculados en el siglo XXI.” (Lo subrayado es mío).

En Maestros: Autorretrato, Sylvia B. Ortega Salazar nos pinta de cuerpo entero el perfil del maestro mexicano. Está basado en la Encuesta de Opinión de los Docentes de Educación Básica del 2006 y una réplica levantada en 2010. A mí me resulto en algunos momentos hilarante la forma en que describe a nuestros “egregios maistros”.

En Camarillas, Carlos Ornelas desmenuza la forma en que el SNTE ha logrado mediante el corporativismo agenciarse de un poder inconmensurable. Un poder sindical que tiene en el Partido Nueva Alianza su brazo político; algo inimaginable en cualquier sociedad moderna y actualizada.

El ensayo final, también de la pluma de Gilberto Guevara Niebla, se titula Para desmontar el dinosaurio y sirve como colofón para redondear el análisis que a través de una docena de artículos y ensayos hizo la revista nexos del lugar que ocupa actualmente nuestro sistema educativo. Para ponerse a llorar.

¡Extra! ¡Extra! Con casi 30 puntos porcentuales de ventaja sobre su más cercano perseguidor, Eruviel Ávila del PRI se perfila como el ganador de la carrera por la gubernatura mexiquense. Alejandro Encinas del PRD y Luis Felipe Bravo Mena del PAN ni para un “round de sombra” le servirán. A menos que suceda una verdadera catástrofe el estado de México seguirá siendo gobernado seis años más por el partido tricolor. El mejor aliado de Peña Nieto ha sido López Obrador.

Debate sobre la legalización de las drogas

9 agosto, 2010

En los medios, blogs, museos, universidades y redes sociales se han iniciado discusiones sobre la pertinencia de legalizar las drogas. El Presidente Calderón dio el banderazo de salida para que en diversos foros se haya comenzado con los pros y contras de dicha enmienda. Más allá del resultado, ya sea que aplauda y propugne por que cada individuo en pleno derecho de sus facultades decida si quiere consumir alguna droga o, se continúe satanizando el consumo y quiera mantenerse el status quo, lo aplaudible del debate es que se dé. Que por fin asumamos nuestra mayoría de edad y abiertamente – a  través de foros, artículos, ensayos, redes sociales, mensajes – hayamos, como sociedad, podido sentarnos a la mesa para discutir un problema muy controvertido y cuya discusión polariza a los habitantes del país.

Dudo mucho que se logre un consenso y continuaremos con opiniones encontradas. De suyo, el tema invita al ciudadano a posicionarse en antípodas en lugar de beneficiar el consenso entre dispares u opositores. Busquemos las coincidencias en lugar de magnificar las diferencias.

Para tal efecto la revista nexos tiene un blog dedicado al tema. La dirección es: http://redaccion.nexos.com.mx/?p=1865. El blog Para informar el debate sobre la legalización de las drogas recomienda ensayos publicados con anterioridad en nexos y varios links permiten acceder directamente a los artículos previos relacionados con el tema y cuya antigüedad no demerita sus conclusiones hasta editorialistas en distintos periódicos que han escrito sobre el tema. Se dividen en Historia del narcotráfico, estrategias del gobierno mexicano para enfrentar al narcotráfico y sobre la legalización y regulación de las drogas.

El pasado sábado en el Museo Tamayo se organizó Razones para debatir. Drogas, cultura y sociedad. Varios expositores entre quienes destacan Luis Astorga, Guillermo Fadanelli, Élmer Mendoza, Antonio Navalón y Rafael Pérez Gay debatieron sobre cuatro ejes temáticos: Lo histórico y lo contemporáneo; Desde el arte, la arquitectura y la curaduría; Las letras: del reportaje a la literatura y Pensando desde otro lugar. Para más información: http://www.museotamayo.org/razones-para-debatir/

¿Qué país queremos ser? Punto # 110 de enero 21, 2010

22 enero, 2010

En el número actual de la revista nexos correspondiente a enero de 2010 se incluye una encuesta de Consulta Mitofsky donde cuestiona a los mexicanos sobre el país al que quisieran emular. En otras palabras, ¿cómo queremos vernos los mexicanos de cara a otras nacionas? Los resultados de la encuesta se pueden consultar en http://www.nexos.com.mx/ . En el mismo número referido cuatro analistas dan su interpretación y lectura de la numeralia emitida: Roy Campos (Presiente de Consulta Mitofsky), Leo Zuckermann (columnista de Excélsior), José Antonio Aguilar Rivera (investigador del CIDE) y Macario Schettino (catedrático del ITESM). En otros medios, diversos analistas políticos han también aportado su grano de arena al diseccionar es estudio y nos enriquecen con sus  aportes: Héctor Aguilar Camín (historiador y escritor) y Ramón Cota entre otros. Por mi parte aportaré mi lectura de los números recabados en la mencionada encuesta. Recordemos que las encuestas pueden ser interpretadas de muchas formas y su lectura ofrece resultados divergentes según se analicen. 

56.3% de los encuestados tiene algún otro país al que quiere que México se parezca, mientras que 33.7% no quiere parecerse a ningún otro y un 10% no sabe o no contesto. Casi seis de cada diez mexicanos buscan similitud con otra nación; tres consideran que México no requiere cambiar y uno no sabe. Lo que salta a la vista es el mínimo conocimiento que tenemos los mexicanos de otros países y sus usos y costumbres. Cuando se concentra la respuesta en cinco países sobresalen los estereotipos como acota Macario Schettino. Ello habla mucha acerca de la ignorancia de los mexicanos con respecto al mundo. 

De entrada resulta lógico que sea Estados Unidos sea el país al que más nos queremos parecer, pero simultáneamente también sea al que menos nos queremos imitar. A favor está 31 por ciento y en contra 14 por ciento. No tiene nada de especial dada la relación vecinal que hay entre las dos naciones y la cantidad de emigrantes mexicanos que deciden irse a vivir al norte del Bravo. Lo que resulta intrigante, al menos para mí, es que sea China el segundo lugar en preferencia y rechazo con 5.8 por ciento de mexicanos a favor de emularlo y 7.7 por ciento en contra. 

Los otros países que se mencionan como entidades a las cuales queremos remedar son Canadá (5.4%), Brasil (4.6%), España (4.1%) y Argentina (1.5%); por lo que respecta a los países a los que no queremos imitar siguen en la lista Cuba (7.3%), España (3.8%), Argentina (3.6%) e Irak (2.8%). 

Los aspectos que se aprecian de esos países son la economía, el empleo, el gobierno, la tecnología, y la baja delincuencia; en cambio lo que se rechaza de otros países son temas como el maltrato a los inmigrantes, el racismo, el clima, la comida, las costumbres y la inseguridad.

Zuckermann concluye que lo que queremos es que México sea un país rico y los mexicanos elevar su nivel de vida y termina su artículo “es hora de desterrar aquella vieja idea de que los mexicanos ven con buenos ojos a la pobreza. Aquella filosofía cursi de Pepe el Toro, de las películas de Ismael Rodríguez, donde los pobres eran buenos, humildes y alegres mientras los ricos todo lo contrario.”

En el caso de México, lo mejor que tiene, en opinión de los propios mexicanos es su gente, su cultura, su libertad, sus paisajes, su comida y sus tradiciones. Por último, lo que más criticamos de nuestro país es su inseguridad, su corrupción, a su gobernante, la pobreza, el narcotráfico, la crisis, la violencia y el desempleo.

Mientras que admiramos las características que identifican el éxito material de los otros países como son  su tecnología, educación o economía; del nuestro admiramos aspectos poco tangibles como lo son su gente, una gran cultura y que somos libres. Es indudable la nefasta influencia que los libros de texto gratuito tienen sobre la población y que distorsionan nuestra historia y cultura cívica. 

Es notoria la preferencia por Cuba y Brasil donde la razón primordial para elegirlos son, en el caso del primero, su gente y del segundo sus fiestas, carnavales y sus deportes. Nunca dejaremos de ser pachangueros y fiesteros. Admirar a China dada su tecnología es indicativo del nulo conocimiento que se tiene de ese país. China no produce tecnología, la copia y considerar a España como un país donde el terrorismo es su principal problema muestra el desconocimiento que tenemos de ella. 

En los anexos del estudio se detallan los resultados por grupos poblacionales donde se manejan los datos siguientes: sexo, edad, escolaridad, NSE, localidad, región e identidad partidista. 

Invito a mis contados lectores a darse una salpicada con los resultados de la encuesta en la página web mencionada al inicio del artículo. Cada uno podrá hacer su propia lectura y arribar a conclusiones particulares interesantes. Sin embargo lo crucial del ejercicio estadístico es la búsqueda que la mayoría de los mexicanos tienen por encontrar una mejor nación donde vivir y tener un futuro digno. 

¡Extra! ¡Extra! Propongo a los panistas del Distrito Federal que incluyan en su encuesta sobre los matrimonios gays y la adopción de niños por parte de esas parejas la siguiente pregunta: ¿Está de acuerdo o en desacuerdo en que judíos y negros se casen y adopten niños? La pregunta viene al caso ya que de acuerdo a las leyes mexicanas se prohíbe la discriminación basada en género, raza, religión, preferencia sexual o ideología política, aspecto que el PAN capitalino no toma en cuenta.

Bienvenidos al 2010 ágora mexiquense primera quincena de enero 2010

15 enero, 2010

Bienvenidos al último año de la primera década del siglo XXI y del tercer milenio. Año lleno de efemérides nacionales y pletórico de retos que requieren de una ardua labor gubernamental y ciudadana. Tendremos un poco de circo durante junio y julio con la celebración del mundial de fútbol en Sudáfrica, evento que mantendrá en ascuas al respetable. Pero más allá de lo fatuo del festejo deportivo, este año celebraremos el inicio de la gesta independentista y el comienzo de la revolución maderista, pues hubo varias de ellas.

Como sociedad debemos aliarnos y comenzar a exigir como ciudadanos a nuestros gobernantes que lleven a cabo los planes y sueños que nuestros padres fundadores añoraron para este país. Son dos siglos donde el México que soñaron nuestros padres fundadores dista mucho de ser lo que añoraron Hidalgo, Morelos, Mina, Guerrero e incluso Iturbide.

Nos pasamos la mayor parte del siglo XIX siendo testigos de asonadas, golpes de estado, motines y un sin número de eventos bastante cuestionables. El XX, lo iniciamos con una lucha intestina, que si bien al final permitió al país vivir en paz durante varias décadas, el costo político y social dejó de una plétora de males que en las postrimerías de ese siglo y arranque del XXI los mexicanos seguimos sufriendo. 

Más de la mitad de la población vive en franca miseria y varios millones más apenas logran cubrir sus necesidades básicas dado el aciago presente que padecemos. Buen momento sería el actual para redefinir el rumbo que como nación queremos seguir para que en las postrimerías del siglo XXI e inicios del XXII, cuando celebremos nuestros 300 años de independencia, si es que llegamos, seamos los orgullosos habitantes de un país el cual sea ejemplo y envidia de muchos y no, cual sucede en la actualidad, queramos parecernos a otros, según la encuesta de la revista nexos en su edición de enero en una serie de artículos harto reveladores sobre las naciones a las que aspiramos emular. 

Por otro lado, la revolución mexicana, paradigmático evento que marcó casi totalmente el siglo pasado, tendrá una inicua celebración pues un gobierno panista no puede celebrar un evento que por obvias razones ideológicas no forma parte de su basamento partidista. 

Sin embargo quiero ser asertivo y optimista sobre nuestro año bicentenario y pensar que será una fecha de la cual hablaremos por muchos años, ya que puede representar el parteaguas del que se hablará como un antes y un después. Así como conmemoramos 1810 y 1910, debemos singularizar al 2010 como la fecha en que México arribó a la mayoría de edad. Un año que será tan influyente en nuestra clase política y ciudadanía por igual, que marcará un despegue nunca antes visto en nuestra historia y desarrollo nacionales. Un año que significará el despunte de una nación que arribará a su mayoría de edad y volverá a ser el líder del subcontinente y como tal, se comportará para ejemplo de toda Latinoamérica. Un año que permitirá a la gran mayoría de los mexicanos comenzar a cosechar los frutos que hace dos siglos sembraron nuestros antepasados. Un año que unirá más que dividir, donde la tolerancia y respeto al diferente sea una realidad cotidiana, donde la corrupción y la desigualdad sean vistos como algo remoto y pasado, donde nuestros niveles educativos compitan a nivel internacional y vayan a la par de aquellos que se manejan en otras latitudes. En fin, el año en que asumamos nuestra propia responsabilidad y como tal iniciemos una nueva era de crecimiento social, político, económico y cultural y dejemos de achacar todos nuestros males a otros. Año que dediquemos a repensar nuestro pasado de forma madura para así visionar un futuro promisorio para todos. Soñar no cuesta, pero sí alimenta nuestro espíritu.

Es el año en que tanto la federación como los gobiernos estatales y municipales tienen la obligación de promover la historia patria, pero de manera sana y madura. Dejar de lado la santidad de nuestros héroes y enviar al cadalso a los antihéroes. Repensemos nuestro pasado mirando al futuro. Para este año les recomiendo un par de libros bastante polémicos que sin embargo abren una puerta divergente para una lectura analítica de nuestra historia: de Luis González de Alba, Las mentiras de mis maestros y de José Antonio Crespo, Contra la historia oficial. También recomiendo las revistas nexos y Letras Libres, las cuales durante el presente año incluirán cada mes estudios y entrevistas sobre nuestras efemérides bicentenaria y centenaria. 

No quiero terminar este texto sin dejar de desearles a mis contados lectores lo mismo que a mi país, un fructífero año 2010.

La política vuelta farándula Punto # 109 de enero 14, 2010

14 enero, 2010

Este artículo es una ampliación del que se publicó en ágora mexiquense en la última quincena de 2009 bajo el título de Lo público y lo privado.

A raíz del viaje al Estado Vaticano de nuestro apolíneo gobernador, donde ufano anunció al papa Joseph Ratzinger su próxima boda con una actriz de telenovelas, se desató una polémica que aún no termina sobre la pertinencia de ventilar la vida privada en espacios públicos. Miembros del partido de Peña Nieto, el PRI, así como políticos de otros institutos políticos han emitido fuertes críticas ante el anuncio hecho por el gobernador en la audiencia pública que tuvo con el jefe del Estado Vaticano. 

Enrique Peña Nieto y Joseph Ratzinger; en segundo plano La gaviota

La verdad sea dicha, radica en la estrategia que el equipo publicitario del gobernador tiene en mente. Como bien sabemos, el mexicano promedio, o sea cerca de 90 por ciento de la población, carece de las herramientas intelectuales requeridas para analizar una campaña política y, todavía peor, no tiene el bagaje cultural necesario para sopesar las acciones y proyectos que emanen de ella. Montados en una táctica que busca recrear un cuento de hadas, la mercadotecnia en que se ha montado la búsqueda de la candidatura presidencial para Peña Nieto privilegia lo banal, superficial e inocuo sobre lo profundo, trascendental y versado. Más que buscar colocarlo como candidato mediante un posicionamiento inteligente, elemento que una ciudadanía informada y crítica aplaudiría, se tantea presentarlo haciendo hincapié en sus atributos físicos y su vida personal digna de telenovela clasemediera. 

 El anuncio de su próxima boda, a todas luces estudiado y filmado por Televisa, nos ofrece un espectáculo superficial y anodino. Más que promover un proyecto de nación para allegarse votos, busca aparecer en toda revista de sociales y secciones periodísticas de corte farandulero. No es gratuito que un país de analfabetos funcionales, los tirajes de las revistas de chisme sobrepasen por millares los de partición socio-político. Ya quisieran los directores de los hebdomadarios proceso o Milenio semanal tener los millones de ¿lectores? que hojean TV novelas u ¡HOLA! México.

Conscientes de las limitaciones intelectuales de nuestros connacionales, el principesco gobernador mexiquense y su equipo de asesores de imagen, donde incluyo a las televisoras, han escrito un guión de características inverosímiles e insustanciales para mantener vivas sus aspiraciones a la candidatura presidencial. Sin nada que ofrecer como político de envergadura lo único que ofrece es su físico.

El Estado de México es cuna de la mayor cantidad de pobres en el país, en especial de pobreza alimentaria, con más de cinco millones de individuos. Somos segundo lugar nacional, después de Chiapas, en desnutrición infantil. La infraestructura que se ha construido durante el sexenio peñista es en su mayoría de corte federal, ejemplo de ello son el Aeropuerto Internacional de Toluca, varios tramos carreteros que cruzan el estado, como lo es la Autopista Arco Norte que une Atlacomulco con San Martín Texmelucan en Puebla y que cruza Hidalgo y Tlaxcala.

Es insultante para la inteligencia de un servidor que el presidente del PRI mexiquense, Ricardo Aguilar Castillo, nos endilgue… “el PRI del Estado de México no polemizará con el tema de la vida privada del Gobernador, es un asunto personal que no tiene que ver con los temas públicos”. Estoy totalmente de acuerdo con el mandamás priísta mexiquense. Pero si no quiere que critiquemos la vida privada del gobernador, entonces que éste no la ventile a los cuatros vientos frente al papa. Resulta inadmisible que un político que aspira a llevar las riendas de México nos salga con la infantil justificación de que no se percató de la presencia de cámaras y micrófonos durante su audiencia papal. Para empezar la audiencia fue pública, pues estaba acompañado de su novia, sus hijos, los hijos de la novia, su mamá y 200 peregrinos mexiquenses más. Si no quiere que su vida privada se conozca y se ventile urbi y orbi, lo más prudente sería que la madre del gobernador fuera a pedir la mano de la novia, en privado, sin invitar a cientos de periodistas que cubren la fuente. 

Pero bien sabemos que la estrategia tiene como finalidad recrear un cuento de hadas y estoy muy seguro que seguiremos las vicisitudes de Enrique y Angélica durante todo este 2010 y 2011. Pues todavía falta poner la fecha del enlace, por cierto será religioso, ¿o no? Ya en ¡hey!, suplemento de Milenio dedicado a los espectáculos, trascendió que éste puede efectuarse en Jerusalén, según nota de Susana Moscatel. El problema radica en cómo justificar los gastos. Porque al fin de cuentas la boda de Enrique y Angélica la pagaremos todos los contribuyentes del Estado de México. Faltaba más. También nos relatarán la boda civil hasta en los más superfluos detalles. La mesa de regalos en algún almacén de prestigio: El corte inglés en Madrid, Galeries Lafayette en París o Harrods en Londres. ¿Acaso piensan mis contados lectores que la pondrán en Soriana o la Comer? Después tendremos programas especiales de hasta una hora de duración donde los futuros electores no seremos informados del proyecto de nación que tiene en mente Peña Nieto, pero sí nos enteraremos de los cientos de detalles de la boda, la lista de invitados, el vestido de la novia, el cantante que amenizará el evento, el menú de la cena y los encantadores trajes de pajecito que lucirán los hijos de él y los de ella. Seguiremos con la luna de miel, en alguna isla de los mares del sur. Nueva Caledonia y las Islas Fidji, ya que arrebatan la pupila con sus bellezas naturales.

Rosa Beltrán en un profundo ensayo Narrativas sin historia que la revista nexos publica este mes anota: “Un mundo que privilegia la forma por encima del contenido o, mejor: un mundo donde el contenido ha sido sustraído a favor de la forma. Un tiempo que hace de la superficie de las cosas el contenido. Y que obliga al arte a expresar este hecho de un único modo posible: hablando de la superficie desde la superficie.” No tiene desperdicio lo trascrito y lo que pretende la clase política priísta es precisamente aplicar esos preceptos para el solaz esparcimiento de nuestra iletrada e ignara población. 

Siempre he deseado ser gobernado por individuos que tengan un acendrado intelecto: un político poseedor de algún doctorado en el Colegio de México, autor de un par de libros serios y analíticos de nuestro entorno, políglota o al menos bilingüe y de finas formas diplomáticas. Brasil tiene a Fernando Henriquez Cardozo, la República Checa a Václav Havel y los Estados Unidos a Barack Obama, y nosotros ¿a quién detentamos como émulo de los anteriores? Yo no conozco ninguno. ¿Alguno de mis contados lectores me puede informar de algún político autóctono que cubre las cualidades que me inspiran?

De continuar el cuento de hadas – más parece una farsa – los habitantes del Estado de México seguiremos siendo timados por una clase política ramplona y simplista sin ápice de inteligencia, cuyos actos creen representa el nivel educativo de todos sus gobernados. Por desgracia nuestra versión mexiquense del embuste telenovelero se pretende imponer en todo el territorio nacional. Seguro estoy que muchos habitantes de nuestro estado se sienten ofendidos, como lo estoy yo, por ser tratados cual ignorantes o carentes de conocimientos. 

Todavía no hay “colorín colorado que este cuento se acabado” pues todavía da para muchos capítulos más. Tendremos que continuar leyendo revistas del corazón o dedicadas a la farándula para saber qué sucede en el Estado de México.

¡Extra! ¡Extra! A los administradores de la industria de la salvación, léase iglesia católica, se les enredó la sotana. A raíz de la aprobación de los matrimonios entre personas del mismo sexo en el Distrito Federal y la posibilidad de adoptar han iniciado una campaña en contra de la nueva ley bajo argumentos sumamente discutibles. Ejemplo de ello es que según ellos el matrimonio debe ser entre una mujer y un hombre para perpetuar la especie, de lo contrario es un acto contra natura. También el celibato es contra natura pues su finalidad no es la procreación. ¿Alguien los entiende?


A %d blogueros les gusta esto: