Legalizar las drogas Punto # 119 de marzo 25, 2010

Ya son muchas las voces que piden se legalicen las drogas. Políticos, intelectuales, científicos, filósofos, militares y simples ciudadanos coinciden cada vez más en la necesidad de terminar con una guerra que a todas luces no tiene visos de acabar. Las razones que esgrimen los apologistas de la guerra contra las drogas nunca la analizan desde un punto de vista puramente económico. Las descalificaciones siempre son de índole moral. Tampoco los estereotipos han ayudado mucho, ya que ubicar a cualquier consumidor recreativo con ser maleante por el simple de gustarle darse un toque raya en la esquizofrenia.

Personajes tan disímbolos y pertenecientes a ámbitos de toda la gama del conocimiento humano han abogado por la despenalización y posterior legalización del consumo de drogas, al menos de la marihuana. Desde César Gaviria y Ernesto Zedillo hasta Fernando Savater y Carlos Fuentes.

¿Cómo cuantifica el gobierno sus victorias? Cuando hablan de decomisos de armas y droga, ¿qué tanto del total que poseen los criminales es lo incautado? ¿Con cuántas divisiones cuenta el enemigo? En otras palabras,  ¿con cuántos sicarios, operadores, transportistas, narcomenudistas, lavadores de dinero, coordinadores, en fin, todo aquel que de alguna manera u otra trabaja para el crimen organizado están reclutados?

La misma Sedena aceptó que sola no va a poder ganar la guerra y México, sin el apoyo internacional, tampoco tiene manera de ganarla. Aquí tenemos un gran problema de percepción respecto a la soberanía. Ésta ya se perdió hace mucho tiempo cuando los grupos criminales tomaron control de varias regiones y ciudades del país. La soberanía no es un concepto absoluto. No se tiene total soberanía o se carece de ella totalmente.

Parece ser que nuestros políticos y líderes no saben nada de Historia y olvidan el periodo de la prohibición en los Estados Unidos. Es una guerra perdida. Durante las próximas elecciones para gobernador en California se incluirá en la boleta una pregunta para referéndum: ¿Está de acuerdo o no en legalizar el consumo recreativo de marihuana en el estado de California? Las encuestas hasta la fecha muestran números similares (51 por 49 por el no), pero ¿qué pasará en México cuando los californios legalicen el consumo de mota? De seguir como vamos tenderemos una guerra de cien años y dudo mucho que los mexicanos la aguantemos. Ya estamos señalados por todo el mundo como un país peligroso y poco confiable para venir a vacacionar, ya no se diga invertir.

Además los daños colaterales comienzan a ser muy altos. El deplorable papel que hicieron los militares y las autoridades cuando se asesino a dos alumnos del TEC de Monterrey en fuego cruzado es un ejemplo de que no saben hacia donde van. Pero como lo documento en el colofón de la nota: los militares salen a matar sicarios o narcos sin importar a quien lastiman o hieren durante sus acciones. Aceptémoslo, o limpiamos nuestra casa de forma ordenada y civilizada; asunto que francamente hacemos muy mal, o los americanos la limpiarán por nosotros. Nos guste o no. Además si los gringos se quieren pachequear, pues adelante. A pesar de que Estados Unidos es el país líder en consumo de drogas ilegales no ha perdido el liderazgo en sus universidades y centros de investigación. Su programa espacial sigue en primer lugar. Su producto interno bruto es el mayor a nivel mundial. Además los 25 millones de mexicanos y sus descendientes que viven en Estados Unidos, supongo que no consumen drogas, sólo los gringos blancos y negros. Resulta infantil el sólo pensarlo.

Resulta sumamente ingenuo pensar en sociedades libres del consumo de drogas. Ellas han sido parte de la civilización. Para una historia general de las drogas recomiendo cualquiera de las obras de Antonio Escohotado y sobre la situación nacional a Luis Astorga y Jorge Chabat.

El martes pasado llegó la plana mayor norteamericana responsable de la seguridad. Hillary Clinton, Secretaria de Estado; Robert Gates, Secretario de la Defensa; Janet Napolitano y Secretaria de Seguridad Interna. El gabinete de seguridad de Obama viene a México a jalar algunas orejas y evitar que nuestro desmadre se pase a su lado.

El empresario mexicano Ricardo Salinas Pliego, dueño de Televisión Azteca, opinó que el país está perdiendo la guerra contra el narco y propuso como solución que las drogas sean legalizadas.

 Durante la conferencia anual de la Sociedad de Periodistas y Editores Financieros de Estados Unidos, que se celebra este año en la ciudad de Phoenix, Arizona, el multimillonario externó, “Las armas son legales a este lado de la frontera, ¿por qué no hacer entonces las drogas legales en México?”

También unieron sus voces en la misma dirección, Rosario Green, ex canciller mexicana y Porfirio Muñoz Ledo, ajonjolí de todos los moles. Ambos se manifestaron por la legalización de las drogas.

Hagamos de la marihuana una industria. Igual que con el tequila para el cual anualmente se realizan ferias por todo el mundo para promover las virtudes del agave y su bebida, debemos comenzar a comercializar y crear las bases de la industria canábica. Recordemos que del cáñamo se pueden producir camisas, papel, sogas, etc. Las bondades del consumo recreativo, igual que con la cerveza, debe ser liderada por una Cámara de la Industria Canábica y aportar al orgullo nacional. ¿Habrá hecho sus cálculos la SHCP sobre los impuestos que pudiera cobrar a la industria? ¿Sabrán a cuánto asciende su porcentaje del PIB nacional? Creo que ya es hora de dejar de ser niños y actuar como adultos. En una verdadera sociedad democrática todo  ciudadano tiene el derecho de consumir cualquier sustancia, siempre y cuando no afecte a terceros. Al igual que me tomo unos whiskies, debo poder fumarme un “churro”.

Otro aspecto que no comprendo en lo absoluto consiste en que el enfrentamiento bélico es para evitar la comercialización de ciertas drogas: marihuana, cocaína, anfetaminas, crystal, etc. Sin embargo una de las drogas más dañinas y nocivas; una que causa en el consumidor estragos que son irreversibles no es combatida. Me refiero a los solventes e inhalables. Cualquier niño puede comprar un litro de thinner o algún pegamento industrial en cualquier tlapalería del país sin que persona alguna diga algo. ¿Alguien me puede explicar eso en el gobierno federal?

¡Extra! ¡Extra! Tomado del artículo Estrategia: tirar el bulto de Miguel Ángel Granados Chapa: “Un general con mando de tropas explicó así a un importante político norteño la estrategia del Ejército contra los narcotraficantes: ‘Salimos a las calles y donde los encontramos, los matamos’. Tal simpleza explica la cantidad de bajas que causan las intervenciones militares.” Sin comentarios.

Anuncios
Explore posts in the same categories: Semanario Punto 2010

Etiquetas: , ,

You can comment below, or link to this permanent URL from your own site.

2 comentarios en “Legalizar las drogas Punto # 119 de marzo 25, 2010”

  1. Griselda Says:

    Me parese que legalizar las drogas es un peligro para la sociedad ya que en ella se desataria un caos, porque habran mas mortalidad por las enfermedades que traiga con sigo y es por eso que ya esto en desacuerdo de la legalizacion de cualquier droga.

  2. israel garcia Says:

    Legalizar las drogas

    El gobierno manda a policías o el propio ejército a combatir contra la delincuencia y solo van a causar muerte a terceras personas que nada deben, mejor sería bueno a mi opinión que las legalicen cada quien es libre de hacer lo que quiera pero sin que afecte a los demás.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: